TALAVERA Y FLORES. 1921. Oleo sobre lienzo, 50 x 40 cms.

En los inviernos madrileños pinta Lloréns algunos bodegones, género que luego, años más tarde, había de cultivar con gran frecuencia. Uno de los primeros es esta nota de color vibrante y poderosa en su genuina sencillez.